Restos de Laboratorio Extraterrestre en la frontera entre China y el Tíbet?

0
4177
views

Un grupo de investigadores chinos descubre una antigua caverna extraterrestre en la frontera entre China y el Tíbet. Hace trece años, un grupo de investigadores chinos identificaron y exploraron una antigua cueva tan inusual que se consideró rápidamente la hipótesis extraterrestre.

Las fascinantes ruinas han sido descubiertas en la naturaleza salvaje y remota, que es la mayor porción de la frontera entre la provincia china de Qinghai y la Prefectura Autónoma Tibetana.

A lo largo de la historia, los humanos rara vez se han asentado en esta áspera e inhóspita zona. Sólo ocasionalmente los pastores migrantes cruzan las regiones montañosas hacia el norte. No hay plantas industriales en la zona, y mucho menos los restos de civilizaciones con capacidades metalúrgicas avanzadas.

A pesar de ello, en lo alto de una cresta rocosa llamada Monte Baigong hay una ruina piramidal con tres entradas triangulares. Dos de ellas se han derrumbado, pero el resto conduce a una cueva excavada artificialmente que penetra en el corazón de la montaña.

En las paredes y el suelo de la cueva están incorporados cientos de antiguos tubos metálicos, dispuestos en lo que parece haber sido una sofisticada malla para propósitos y orígenes desconocidos.

Las tuberías oxidadas van desde el diámetro de un palillo de dientes hasta 1.5 metros y conectan la cueva con el cercano Toson Hu, un lago de agua salada a 300 metros de distancia.

En la orilla norte del lago Toson, la erosión ha expuesto cientos de estos conductos arcaicos. Este detalle llevó a los investigadores a creer que cualquiera que construyera las tuberías las usaba como sistema de drenaje o como sistema para bombear agua salada del lago.

Sorprendidos por la complejidad de la red de tuberías, los investigadores tomaron muestras de los extraños tubos metálicos para realizar análisis en el Instituto de Geología de Beijing. Después de los análisis, los investigadores tuvieron su mayor sorpresa.

Utilizando un proceso llamado datación por termoluminiscencia, los científicos pudieron analizar la estructura cristalina de los tubos y determinaron que habían sido sometidos a un calor extremo hace 140-150,000 años.

En otras palabras, los tubos se habían derretido mucho antes de que los humanos empezaran a deleitarse con la metalurgia. ¿Una civilización avanzada que construye estructuras complejas 145.000 mil años antes que nosotros? La única respuesta sería que estas estructuras podrían ser extraterrestres.

El análisis químico también ha revelado detalles más raros. Los tubos habían sido fundidos usando una extraña aleación de 92% de metales minerales y de base como el óxido de hierro, dióxido de silicio y óxido de calcio, pero también contenían 8% de materiales desconocidos. Este aspecto intrigante allanó el camino para la hipótesis extraterrestre.
Incapaces de identificar el 8% exótico, los investigadores recurrieron a los constituyentes restantes y descubrieron otro aspecto desconcertante: los tubos contenían un porcentaje de sílice específico de Marte.

Las noticias han caído como una bomba, la historia se ha convertido rápidamente en viral y la gente ha empezado a visitar el monte Baigong para ver artefactos anormales. También erigieron un monumento con una antena parabólica arriba, una referencia directa a los esfuerzos por contactar con las civilizaciones extraterrestres.

Como resultado, el gobierno chino cerró el área y envió guardias a la entrada de la cueva. Esta actitud es muy sospechosa, por decir lo menos. Los escépticos dicen que los tubos de Baigong no son más que raíces de árboles fosilizados que de alguna manera se asentaron en sedimentos, endureciéndose con los años y que al final se han convertido en estructuras inusuales que han puesto a todos en dificultades.

Si ese es el caso, ¿por qué las autoridades deben intervenir y hacer que los militares supervisen el lugar? ¿Por qué los análisis confirman lo contrario, que esto es exactamente un material extraño y no corteza o raíces de árbol?

Esta situación llevó a los teóricos de la conspiración a creer que el monte Baigong fue visitado una vez por una raza extraterrestre avanzada, probablemente originaria de Marte. Por alguna razón, construyeron una pirámide artificial en lo alto de la montaña, albergando lo que parece haber sido un taller. Esta teoría es intrigante por varias razones.

Toda la zona que rodea la montaña está formada por grandes extensiones de terreno llano que habría sido un lugar ideal para el aterrizaje de grandes naves espaciales. La cima de la montaña es un punto de observación perfecto que puede ser utilizado para monitorear aterrizajes y despegues.

Recientemente, las exploraciones mineras han demostrado que el área contiene varios yacimientos minerales. Cualquier civilización trabajadora, por muy avanzada que fuera, podía ver la utilidad de extraer y administrar estos recursos. Para hacer esto, necesitarían un cierto tipo de fuente de energía y ahí es donde el propósito de los tubos podría llegar a ser obvio.

Los científicos chinos se preguntaron por qué las tuberías entraban en agua salada cuando otro lago de agua dulce estaba aún más cerca de la pirámide. ¿Por qué la necesidad de agua con un mayor porcentaje de cloruro sódico? Veamos algunas de nuestras actividades y tal vez podamos encontrar una respuesta. La química y la producción moderna utilizan un proceso llamado electrólisis, que básicamente requiere el paso de una corriente eléctrica a través de una solución o sustancia fundida.

Esto desencadena una reacción química que permite la separación de materiales. Cuando el agua se somete a la electrólisis, se descompone en hidrógeno y oxígeno, pero sólo funciona cuando se utiliza agua salada.

Y vale la pena notar que una mezcla de hidrógeno líquido y oxígeno líquido es comúnmente usada como combustible para cohetes.

Sea cual sea la verdad detrás de este descubrimiento desconcertante, una cosa es cierta: no parece encajar en ninguno de nuestros libros de texto tradicionales.

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here